El fútbol de la costa está en crisis.